Materiales de escritura

Tras la aparición de la escritura en el año 3500 a. C., los hombres hemos ingeniado gran cantidad de materiales que sirven de soporte o para incidir sobre ellos.
Los soportes de escritura más conocidos de la Antigüedad son el papiro y el pergamino, pero el primero de todos fue el barro, muy fácil de conseguir en Mesopotamia, ya agua y tierra el Tigris y el Éufrates las ofrecen en abundancia. Luego surgieron otros, como la piedra, madera, metales, cera, etc.; en la Edad Media surgió el papel y actualmente, ordenadores y aparatos electrónicos.
Para incidir sobre ellos, existieron en la Antigüedad las cañas, los metales, las plumas de animales, sobre todo las de oca, el marfil, los cinceles, etc. y con el tiempo surgieron otros como las plumillas, los bolígrafos, los lápices o los teclados de las máquinas de escribir y los ordenadores.
Con todos ellos se han escrito miles de millones de documentos literarios y no literarios.

¿Quieres saber más? ¡¡Nosotros te lo contamos!!






No hay comentarios:

Publicar un comentario